Diary Sweet Diary

Este año 2014 me he hecho un firme propósito: permitirme un momento al día para escribir. Y por eso nace este diario.

Lo que me ocurre con los diarios es que siempre los he empezado con muchas ganas, pero al poco más o menos de una semana me aburro de ellos, porque acaban convirtiéndose en una mera enumeración de hechos, y al final esto me resulta muy insulso, parezco un telegrafista antiguo escribiendo un telegrama: «me he levantado. STOP. He desayunado. STOP. Me he ido a currar. STOP. He vuelto a casa. STOP… etc, etc…«. Y, al final, todo esto no me parece más que una perdida de energía.

Porque confieso que lo que me gusta de escribir es que me ayuda a crecer, a reflexionar o a poner en firme las dificultades que se me puedan presentar en la vida y poder afrontarlas mejor.

Así que de casualidad me encontré con la propuesta Querido Diario de Petite Blasa, ella propone un diario creativo, exponiendo una serie de temas sobre los que hablar cada día del año: 365 temas sobre los que hablar!. Y esta propuesta me ha parecido la excusa perfecta para llevar a cabo uno de mis propósitos de año nuevo.

¡Así comienza 2014 para mí!

Ahora te invito a compartirlo!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

veinte − quince =

Volver arriba